En tren de Shanghai a Qufu.

Hoy hemos cogido un tren para ir de Shanghai en Qufu.

Hasta ahora nuestra experiencia en trenes chinos era en viajes anteriores con trenes de línea regular, en segunda o incluso tercera clase, pero esta vez hemos decidido probar un tren gautie que va a 300 km. por hora.

La estación de tren Shanghai Hongqiao está a unos 22 km. del centro de la ciudad. El trayecto hasta la estación ha sido una carrera de obstáculos, pues el taxista iba de un carril a otro sorteando los coches para llegar cuanto antes mejor.

Ferran ha sabido apreciar la habilidad del taxista, dejando un recuerdo notable de su desayuno dentro del vehículo. El taxista ni se ha inmutado.

Una vez en la gran estación de tren Shanghai Hongqiao nos damos cuenta de que estos tipos de trenes son puntuales, lo que nos obliga a hacer un cambio de billetes, pues hemos perdido nuestro tren.

Cambiar el billete ha sido fácil, abonando un plus por cambio de categoría. Después hemos ido a comer algo: espagueti a la boloñesa y unos tés con limón.

Hay que decir que los espaguetis los ha pedido Ona (con sus dos años), y después todos hemos comido.

Algunos chinos nos piden permiso para hacernos fotografías con los niños, seguimos sintiéndonos observados.

Aprovechamos para llamar a nuestra amiga Bianbian, para decirle que llegaremos a Qufu en otro tren unas horas más tarde.

El motivo de ir a Qufu es para llegar hasta un pueblo situado en sus cercanías llamado Yanzhou para visitar a Bianbian y a su familia.

La estación de tren Shanghai Hongqiao es enorme, pero es muy moderna y de fácil orientación. En la entrada hay que pasar un control de maletas. Para acceder a los andenes hay que pasar un control de billetes que comienza 15 minutos antes de la hora de salida, y termina 3 minutos antes de ésta, de modo que si se llega justo a la hora o con menos de 3 minutos de margen se pierde el tren.

Los que viajan con niños tienen preferencia en el acceso a los andenes.

Una vez en los andenes están marcados los lugares exactos donde se abrirá la puerta de cada uno de los vagones, numerados convenientemente.

El viaje en tren resulta muy cómodo. Son tres horas y cuarto, y el tren hace unas pocas paradas.

Al llegar a Qufu nos esperan Bianbian y su tío. Nos han venido a buscar en coche. Su pueblo, Yanzhou, queda a unos veinte minutos de Qufu.

Desde hace un año aproximadamente, debido al gran tráfico que hay en Yanzhou, los trenes rápidos paran en la estación de Qufu.

Nos llevan al hotel del tio de Bianbian, el hotel Tao Ran Ju, que está junto a la estación de tren de Yanzhou. Nos dan una habitación en la sexta planta. La habitación es muy espaciosa, con una sala de estar, la habitación para dormir, y el baño.

Nos atienden Bianbian, su tío, y varias chicas que trabajan en el hotel, que ponen otra cama en la habitación para Ferran, cambian todas las toallas del baño, ponen una máquina de agua potable, suben las maletas y el cochecito, y traen la cena para los niños. Xixi, una prima de la Bianbian que tiene nueve años, se queda con nosotros en la habitación para jugar con Ferran y Ona.

Anuncios

Un pensamiento en “En tren de Shanghai a Qufu.

  1. Q és això de perdre un tren?? Si el ruben ko ha anat amb vosaltres?? Quina gràcia en Ferran ha vomitat al taxi… Pobret la Paula tb ho hagues fet!!
    M’agrada molt el blog!!! L’hotel del tio de la bian bian molt maco!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s